fbpx

Surfin’ hell co cuñado de Satán

Por César Varela

Pois xa estamos no mes de agosto. Sei que moitos de vós estades de vacacións e non vos quero dar a chapa, así que nesta ocasión non vos vou poñer deberes, para que vos relaxedes un pouco e non almacenedes tanta información no disco duro. Nesta entrega propóñovos que escoitedes o que para min é o Top Six RPM (os meus 6 temas estivais favoritos). Aquí tendes a lista dos artistas e cancións, cos seus correspondentes textos e na versión web da revista, os vídeos, para que poidades escoitalas, e se vos apetece, aprendelas… Desfrutade con moderación e vémonos no outono, con máis novidades subterráneas. Feliz Verán! Aburiño Amigos!

  1. Ilegales ‘El número de la bestia’: “Iremos a nadar a la zona prohibida, donde tantos surfers perdieron la vida. Hay un tipo que hace surf de noche, sabrías quién es si le vieras de cerca. Ya sé por qué el diablo no se lo lleva…! Porque seis es el número de la bestia. Ella eligió a quién no debía, tuvo un mal parto le costó la vida. Hubo un accidente en la zona prohibida. Las olas arrojaron un cuerpo sin vida. El tipo era como plastilina. Iremos a nadar a la zona prohibida”.
  1. Derribos Arias ‘Branquias bajo el agua’: “Branquias bajo el agua es el baile de actualidad. Branquias bajo el agua, ideales go-gos. Siente la tentación de arrojarte de una vez en tu pecera. ¡Cielos! Los peces asustados.! Algas cianofíceas, Algas verdeazuladas. Danzando entre las algas, Branquiando entre las algas. Inmersión en la pecera. Inmersión en mi pecera. Inmersión en tu pecera. ¡Listos! para la inmersión”.

  1. Los Vegetales ‘Odio el verano’: “Si hay algo más ridículo que un bikini, eso es una tabla de surf. Si hay algo que odie más que el verano, ese algo eres tú. No soporto que me dé el sol, no me gusta nada el calor, no me sienta bien el bañador, yo vestido estoy mucho mejor. Me pregunto a ti quién te engañó, la playa en verano es lo peor. Si yo fuese Dios, nevaría todo el año. No soporto el verano, en las tinas no me baño. Ojalá venga una glaciación, poder tener siempre calefacción, no veranear nunca jamás, no salir nunca de la ciudad. Sé que piensas lo mismo que yo. Se que tengo toda la razón. En la costa si se pasaron de la raya. No me hables de la playa. Yo prefiero la montaña. Prefiero trabajar que ir a veranear, no quiero ver el mar. Yo es que odio el verano…”.

 

  1. Los Vegetales ‘Tiburón XIII’: “Todo el invierno trabajando para poderme comprar, la tabla de mis sueños este verano iba a estrenar. He alquilado un piso con vistas al mar, me marcho con mi novia a veranear. Nunca pensé que este verano en tragedia iba a acabar. Cómo me gustaba ver a mi novia bracear. Verla sobre las olas era la reina del mar. Ella era la más guapa y yo el más feliz, un mes entero en la playa, juré de para mí, pero maldito tiburón, mi paraíso ensangrentó. Una aleta, unos gritos, mi novia desapareció, el agua se tiñó de rojo, mi tabla se partió en dos. He de matar con mis propias manos, a ese maldito tiburón, que me dejó sin chica, sin tabla y sin corazón”.

  1. POCH ‘Viaje por países pequeños’: “Andorra, entre Francia y España, Luxemburgo tiene su kilometraje, si a Europa quiere usted ir de viaje, y Lichtenstein tiene tres habitantes. Si lo que quiere es viajar por Europa, acójase a nuestro nuevo sistema, así no perderá usted ningún museo y verá todos, todos sus monumentos. Viaje por países pequeños, son más fáciles de visitar. En Mónaco, capital del Principado, con Raniero irá usted al museo, y Carolina le llevará a usted al casino y Estefanía a dar un garbeo en barco, en barco. En Mónaco puede elegir azafata, y Lichtenstein tiene ya cuatro habitantes. Si en San Marino quiere usted bailar el pogo, no lo podrá hacer sin caer al Vaticano, donde sólo podría usted cantar salmos y el baile popular es bien distinto al pogo. Viaje por países pequeños, son más fáciles de visitar”.

  1. Aerolineas Federales ‘Tú al monte, yo al mar’: “Todos los años igual, nunca quieres ir al mar. Si en el monte eres feliz, este verano me voy sin ti. No hay nada más de que hablar, tú vas al monte, yo voy al mar. Este verano tendré felicidad. No me quieras convencer, esta vez no va a ser. No quiero oler a helecho, pero si tostarme el pecho. Y sentiré la brisa del mar y en el agua podré gozar, estrenaré bañador y estaré mejor. El verano terminó, yo trabajo y tú no. No me puedes exigir, este verano me voy sin ti”.

Deixa unha resposta

O teu enderezo electrónico non se publicará

Este sitio emprega Akismet para reducir o spam. Aprende como se procesan os datos dos teus comentarios.